Filtrar por

Marca

Producto



Hay 22 productos.

Mostrando 1-22 de 22 artículo(s)

Filtros activos

Mostrando 1-22 de 22 artículo(s)

La esterilización y desinfección en clínica dental de los instrumentos y quirúrgicos es de vital importancia por el alto riesgo de contagio de enfermedades infecciosas. La presencia de autoclaves en las clínicas dentales, si se usa correctamente, garantiza la máxima seguridad a los pacientes respecto a las contaminaciones cruzadas que pueden darse a causa de la gran afluencia y diversidad de pacientes que frecuentan un consultorio odontológico. Solo la combinación de calor y vapor, de hecho, puede garantizar la máxima eficacia de la esterilización para todos los tipos de bacterias, virus y esporas, respetando el mantenimiento de las características mecánicas de los instrumentos quirúrgicos, en particular los de corte.

El uso del autoclave se considera también indispensable cuando los instrumentos van embolsados, para garantizar al máximo la higiene y la funcionalidad por un lado y la necesaria tranquilidad psicológica del paciente, que observa que el dentista está operando con instrumentos que se desprecintan delante de él y que sólo con él serán utilizados.

Depósito dental DepoDent dispone de una amplia gama de autoclaves clase B para clínica dental, de avanzada tecnología y alta seguridad. Para la esterilización del instrumental dental se debe cumplir una serie de pasos y procedimientos para así evitar todo tipo de riesgos de infección.

Existen diferentes tipos de autoclave según sus características:
- Autoclaves de clase N.
- Autoclaves de clase S.
- Autoclaves de clase B (Recomendado para clínicas dentales).

Este tipo de autoclave generan un vacío en su recámara eliminando todo el aire que se encuentra en su interior, forzando de esta manera la entrada del vapor. Según la Norma Europea 13060 los Autoclaves de clase B son los indicados para una Clínica Dental, ya que pueden esterilizar todo tipo de instrumentales.

Dentro de los procesos de esterilización en autoclave, el vapor es el agente más comúnmente utilizado, aunque existen otros métodos tales como cascada de agua, espray de agua y mezcla de vapor-aire que también pueden ser utilizados. El calor latente que se libera al condensar el vapor en los elementos que han de ser esterilizados, hace que este proceso sea muy eficiente. Los rangos de temperaturas que se alcanzar durante los procesos de esterilización varían entre 115 y 134ºC.

Un autoclave es un recipiente sometido a presión que utiliza el vapor presurizado para calentar el producto y conseguir la esterilización de los elementos que previamente han sido introducidos. En base a esta definición, se pueden diseñar desde pequeños dispositivos de sobremesa, hasta soluciones de gran tamaño para producciones industriales. Los autoclaves de gran tamaño pueden ser utilizados para esterilizar grandes volúmenes de parentales, como los que son envasados en pouches o bolsas, mientras que las botellas o ampollas lo suelen ser en autoclaves de tamaño más reducido.

Sea cual sea la naturaleza de la carga, el producto se ubica en bandejas o jaulas para optimizar la distribución de la carga. Un factor importante para el proceso de validación es que la carga sea estandarizada. Esta es la principal razón por la que se suele trabajar con carga completa.

Autoclave Euronda, Autoclave Technoflux, Autoclave Newmed, Autoclave Mocom, Autoclave Bader, en DepoDent los encontrarás con los mejores precios del mercado y financiación. Esterilización profesional para clínica dental.