facebook-depodent

Filtrar por

Marca

Producto



Hay 20 productos.

Mostrando 1-20 de 20 artículo(s)

Filtros activos

Mostrando 1-20 de 20 artículo(s)

Los articuladores semiajustables permite individualizar algunos parámetros guía. Utilizando un arco facial anatómico definido, es posible correlacionar la orientación espacial del modelo superior respecto a un plano craneal de referencia, por ejemplo, el plano del eje orbitario. Para programar la inclinación condilar horizontal y el ángulo de Bennett se emplean registros en cera de protrusión y lateralidad mandibulares.

Esta sistemática tiene un límite, ya que toma como referencia un punto de partida que viene facilitado por el registro de la posición más retruida no forzada, habitualmente denominada cera en céntrica, y puntos de llegada, representados por la posición borde a borde de los dientes guía antagonistas, ya sea en protrusión o lateralidad. De este modo los controles del articulador se ajustan según trayectos rectilíneos, mientras que en el paciente el desplazamiento realizado por el cóndilo en la cavidad glenoidea es curvo, teniendo en cuenta la estructura anatómica de esta última. Obviamente, siempre es posible programar en valores promedio (Pessina 1995).

Los articuladores Semiajustables tipo Arcon (articulated condyle) presentan la cavidad condilar unida a la rama superior del articulador y las esferas condilares en la parte inferior. La disposición de las cavidades y esferas condilares en los no arcon es a la inversa.
En los articuladores no arcon las esferas condilares describen un trayecto obligado dentro de las cavidades condíleas, por lo que, independientemente del tipo de movimiento, no es posible que dichas esferas pierdan contacto con las cavidades. Esto no sucede en los articuladores arcon, en que las cavidades están simplemente apoyadas sobre las esferas, y dado que en protrusión y lateralidad dichas esferas pueden perder el contacto con las cavidades condilares con relativa facilidad, los articuladores no arcon son los de elección cuando la rehabilitación requiera una oclusión balanceada bilateral (Pessina 1995).

Por otra parte, hay autores que afirman que los articuladores de tipo arcon permiten un ajuste más exacto de la trayectoria condílea respecto de los no arcon, indicando que la diferencia en el ajuste es de 8º (Casado 1991; Shillinburg 2000).